Pierda peso sin efecto rebote

Después de las fiestas de diciembre son muchas las personas que inician el año con el propósito de ponerse a dieta. Entérese de cómo evitar el efecto rebote.

La Dra. Kelly Bowel, especialista en medicina interna de Boston, realizó un experimento muy revelador, en el que demostró por qué las dietas sólo consiguen agudizar cada vez más el efecto rebote.

Bowel trabajó con un grupo de ratas de peso ideal, a las que durante 45 días alimentó con una dieta hipercalórica, hasta que las llevó a aumentar un sobrepeso previsto para el estudio del 25%. Luego las sometió a una dieta de adelgazamiento y volvieron a su peso  inicial en 21 días.

De nuevo las alimentaron con una dieta hipercalórica, y en 14 días, dos tercios menos del tiempo transcurrido en el primer engorde, las ratas volvieron al ganar el 25% del peso previsto.

Al ser sometidas nuevamente a una dieta para adelgazar, necesitaron 46 días para adelgazar y volver a su peso ideal, más del doble que en el primer período de adelgazamiento. Este proceso inverso es el que ocurre con las dietas restrictivas.

El hipotálamo, una parte del cerebro que está situado en su base, es el regulador de la ingesta de alimentos, y el que responde a la sensación de hambre y a la de saciedad, entre otras funciones.

El concepto tradicional de dieta restrictiva para adelgazar se basa en consumir menos calorías e incluso menos nutrientes, y, como el cuerpo no recibe todo el combustible que necesita, quema las calorías de reserva y hay una pérdida de peso…  pero… el hipotálamo interpreta ese tipo de situación como escasez, y cambia el nivel del termostato corporal para adaptar el cuerpo y sobrevivir sin perder por completo la reserva de grasa, pues se percibe en peligro.

Esta defensa del cuerpo provoca que, aunque coma menos, mantenga grasa almacenada. Se pierde peso, pero prácticamente no se elimina grasa, sino músculo y agua.

Una vez que la dieta termina, el metabolismo busca normalizar su condición y “reponerse” ante la amenaza de un proceso como el descrito, así entonces, recupera el peso perdido más un 30% extra.

Reprogramar el metabolismo sólo es posible comiendo de todo, así es como comen los flacos, por eso no guardan reservas, porque su cuerpo sabrá que ya no necesita almacenar para épocas de escasez.

Conozca más en www.flacosxsiempre.com

Anuncios

Este fin de año reinvente sus relaciones más importantes

“La vida es un espejo:  Si sonrío, el espejo me devuelve la sonrisa. La actitud que tome frente a la vida es la que la vida tomará ante mí. Quien quiera ser amado, que ame”.        Mahatma Gandhi

El inicio del año es un momento ideal para recomienzos, es un punto de quiebre en que concebimos nuevos propósitos y queremos cambios. Cambiar la relación con los demás, puede acarrear transformaciones sustanciales. Los propósitos son personales, nadie puede cambiar a nadie, el deseo de cambio nace de la voluntad individual.

No hay presión, no hay límite de tiempo. Todo cambio es paulatino, parte de la decisión, se fortalece con la práctica y se sostiene con el compromiso.  El gran cambio se construye paso a paso, día a día, sólo así se dan evoluciones de fondo.

Al hablar de relaciones también cuentan hermanos, padres, hijos, amigos, primos, vecinos, compañeros de trabajo, etc.  ¿Cree que vale la pena revisarlas y mejorarlas?

En la relación de pareja, como en todas, es posible a apartarse de la “afición” aprendida de maximizar lo negativo. Redescubra las pequeñas cosas positivas importantes que les unieron, las que disfrutan y les hacen reír.

Evalue:

¿Cómo se comporta cuando nadie le mira?
¿Qué desea cuando está a solas?
¿Qué es lo que realmente necesita?
¿Qué haría si tuviera más tiempo libre?
¿Cómo ha aprovechado habitualmente su tiempo libre?
¿Qué necesita cambiar para aprovechar mejor su tiempo libre?

Para lograr tener éxito en lo que se proponga, practique esta fórmula imbatible:

COMIENCE DESPACIO
COMIENCE POCO A POCO
COMIENCE AHORA
 Y CADA DIA TOME 3 ACCIONES QUE LE ACERQUEN A SU META

Haga del 2017 un verdadero FELIZ AÑO NUEVO!!

Inicie el año cumpliendo sus propósitos

“Quienes sueñan despiertos son peligrosos, actuarán según sueñan con los ojos abiertos y los harán realidad”. T.E.Lawrence

Cada final de año es común hacer propósitos de cambio para que el que inicia depare más satisfacciones y logros a partir de la noche del 31 como punto de arranque. Sin embargo en ocasiones el deseo se diluye con el paso de los días y las metas empiezan a perder fuerza conforme avanzan los meses.

Los propósitos de fin de año más frecuentes son:

  1. Perder peso
  2. Dejar de fumar
  3. Hacer ejercicio
  4. Pasar más tiempo con la familia
  5. Aprender otro idioma
  6. Viajar / viajar más.
  7. Estudiar / terminar carrera, estudios
  8. Cambiar de trabajo
  9. Ahorrar
  10. Conseguir pareja

¿Cómo hacer para que sus buenos deseos se cumplan este año?

– Escoja metas realizables en las que pueda persistir. – Haga una lista de cada una y de lo que desea cambiar, anote los pasos a seguir y proyecte un plazo para alcanzarlo. – No se agobie, cada día realice 3 acciones que le acerquen al resultado esperado. – Visualice los buenos resultados finales y recuerde: el tiempo transcurre igual. La mejor manera de medirlo es con satisfacción y logros.

REVISE Y ORDENE:

¿Qué logró el año anterior?
¿Cuáles eran sus propósitos cuando iniciaba el 2011?
¿Cómo se siente ahora?
¿Cuál es su meta más grande para el año que empieza?
Los otros propósitos que se ha fijado para el 2012  ¿contribuyen con esa meta mayor o le distraen? ¿Qué tiene más relevancia en términos de satisfacción y logro, los pequeños propósitos o su gran meta?

¿Inseguridad para alcanzar sus metas?   Examine por qué:

  1. ¿Está con apatía y lo demás le importa poco?
  2. ¿Se le desbordan las cosas pequeñas y todo se le hace un mundo?
  3. ¿Pierde enfoque y se distrae de su objetivo con facilidad?
  4. ¿Está distrayendo con compras, deudas, fiesta, la felicidad real, su meta final?
  5. ¿Le descompensan los estímulos externos?

Tome tiempo para usted. Antes de forzarse a hacerse propósitos para sentirse mejor… Sírvase un buen café, siéntese, reflexione y escriba. (¡Escribir siempre aclara las cosas!)

¿Para qué cree que está aquí?
¿Cuáles son sus  5 mejores cualidades?  y
Con base en los puntos anteriores: ¿cómo podría invertir mejor el tiempo?

Vuelva a sus orígenes: Identifique sus cualidades, lo que le satisface y retome la fuerza para conseguir sus propósitos.

  1. ¿Qué es lo que realmente le gusta hacer?
  2. ¿En qué se destaca y hace bien las cosas sin esfuerzo?
  3. En su niñez ¿Qué queríaser cuando grande?
  4. ¿Cuál fue uno de sus mejores momentos, uno en que consiguió un logro importante, una gran satisfacción?
  5. ¿Qué tuvo tan bueno ese momento?
  6. Revise los detalles, tómelos como guías de éxito.
  7. Con base en lo anterior ¿Cómo puede ahora marcar una diferencia?

Reprograme su autoimagen de éxito y póngase la meta de siempre ponerse metas, al servicio de una vida mejor. Dirija su vida en el rumbo que quiere. Si persigue sus sueños según sus valores, verá ocurrir milagros.

Lo que haga HOY es lo que disfrutará por el resto de su vida